Jaula de zorros con acero galvanizado

Usos de la jaula de captura de perros

Las jaulas para perros sirven para poder capturar a los caninos callejeros. Funcionan para que el proceso de captura sea más seguro para ambos, y para que puedas o entregarles a un refugio de animales, o devolverle a sus dueños.

Las jaulas están diseñadas para brindarle comodidad al perro durante su estancia. No están en la capacidad de lastimarles, puesto que no tiene cómo hacerlo, y son un modo práctico de trasladarlos.

Características principales de las jaulas

Las jaulas para capturar y liberar a un perro tienen un tamaño adecuado para atrapar a canes pequeños o medianos, en general, para los tamaños comunes de los perros callejeros. Una medida estándar podría ser la 130 x 52 x 61 cm. El espacio es suficiente para que el perro entre, y permanezca, siempre que se le supervise y esté en un sitio agradable unas cuantas horas.

Según el tipo de perro que se vaya a capturar, la jaula debe variar de tamaño o forma. Lo más adecuado es tener presente esto para no tener inconvenientes cuando llegue el momento de atraparlo.

Algunas de ellas son plegables, para que se trasladen con más facilidad cuando no sean usadas, además los modelos más populares están fabricados de malla galvanizada.

Su sistema de cierre es automático, puesto que cuando el animal entra a la jaula, se acciona un resorte de cierre activado por el peso del perro.

También es de gran utilidad aquellas que tienen una ranura para introducir un lazo de captura, y sacar con facilidad y seguridad al perro.

¿Cómo atrapar a un perro en una jaula?

Lo primero es colocar la jaula en una buena ubicación. Una buena ubicación es un área que frecuente el perro, y a la cual se acerque sin sentirse intimidado. Recuerda que debe colocarse en el suelo, en una superficie lisa y firme, y también en un sitio fácil de supervisar a la distancia.

Un perro no se acercará a una trampa que considere poco llamativa, por eso una idea es cubrir la jaula con sábanas y colocar en el suelo de la misma más sabanas para su mayor comodidad.

Adentro de la trampa debes colocar comida que le sea apetecible para atraerle.

¿Qué hacer con el perro cuando ya lo he atrapado?

No deberías liberarlo en un sitio alejado en donde no conozca nada, porque quizás no encuentre cómo alimentarse u otros perros le quieran atacar.

De ser un perro de la calle lo mejor será que lo entregues a una fundación protectora de animales que tengas la seguridad de no ser sacrificarlo. También, puedes intentar conseguirle un nuevo hogar con algún conocido luego de haberle llevado a un veterinario, asegurarse de que no tengan enfermedades, o si sí tratarlas, y bañarle.

  • La dimensión de la jaula es de 28,5 * 79 * 32 cm
  • Jaula de zorros con acero galvanizado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Ir arriba
×

¿Cómo le podemos ayudar?

×